Pulsa para subir
    
Comparte o imprime

Observación de cetáceos en Tenerife

La costa suroeste de Tenerife es un lugar privilegiado para la observación de cetáceos en libertad, puesto que existen colonias de calderones y delfines que viven aquí todo el año. Su presencia es tan cercana a la costa, que ha convertido a Tenerife en el primer lugar de Europa en importancia por el número de personas que hacen avistamiento de cetáceos en libertad. 

Podemos encontrar hasta 21 especies diferentes en estas aguas, desde la gigantesca ballena azul hasta la temible orca. Existen dos poblaciones residentes, calderón tropical y delfín mular, que se pueden observar casi el 80% de los días del año, con un porcentaje de avistamiento cercano al 100%.

Una oportunidad que no debemos dejar escapar, ya que pocos lugares del planeta ofrecen este amplio abanico a tan poca distancia del hotel. Medio millón de personas, que cada año hacen una visita a nuestros cetáceos, no pueden estar equivocadas.


Todo lo que debes de saber, para observar a estos bellos animales. Consejos prácticos

Equipamiento
Si queremos tener una experiencia inolvidable, debemos equiparnos adecuadamente para esta actividad y tener en cuenta algunas cosas importantes:

Comprobar el tiempo previsto para la jornada y llevar la ropa adecuada. No olvidemos que en el mar y en un barco en movimiento la sensación térmica desciende.

Por supuesto, no podemos dejar en tierra la crema protectora para el sol. La gorra y las gafas de sol también son recomendables.

Si no somos propensos al mareo, podemos llevar unos prismáticos.

Consejos para capturar imágenes
  • Hay que esperar a que el barco se pare o lleve una velocidad reducida si no queremos imágenes movidas.
  • Las cámaras compactas tienen un pequeño retardo entre el disparo y la toma, por lo que es posible que no cojamos la instantánea deseada.
  • El uso de zoom, combinado con el movimiento del barco, puede tener resultados impredecibles.
Curiosidades

¿Porque viven aquí?
Por varias razones, los calderones tropicales y los delfines mulares se han asentado en nuestras aguas costeras, convirtiéndose en residentes: el alimento, que existe abundancia; las tranquilas aguas, protegidas por la orografía de la isla del azote de los vientos alisios; el buen clima y la calidad de unas aguas transparentes.

Mamíferos que viven en el mar
Cuando hablamos de cetáceos nos estamos refiriendo a ballenas, delfines y marsopas, que son mamíferos marinos, por lo que se parecen más a los humanos que a los peces, aunque compartan el mismo hábitat. Al igual que nosotros, su sangre es caliente y respiran el aire de la atmósfera a través de los pulmones, por lo que tienen que salir del agua frecuentemente, momentos en los que tenemos la posibilidad de observarlos en superficie. Su adaptación al medio es tal que las hembras dan a luz a sus crías en el agua, siendo capaces de alimentarlas con su leche sin tener que salir a tierra.

Los cetáceos son capaces de vivir en el agua, moviéndose con gran agilidad. Aunque en tamaño pueden parecerse, es fácil distinguir un tiburón de un cetáceo: los cetáceos tienen su cola en posición horizontal, mientras que los tiburones la tienen vertical.

¿Ballenas o Delfines? ¿Que son? 

De forma coloquial se habla de ballenas cuando la especie mide más de 4 metros de longitud, dejando a los que miden menos en la categoría de delfines, lo que científicamente no es correcto. El orden de los cetáceos se divide en dos grupos: cetáceos con dientes (odontocetos) y cetáceos con barbas o ballenas (misticetos).

El primero de los grupos, odontocetos, incluye a muchas familias: delfines, zifios, cachalotes, etc. que tienen en común la presencia de dientes en sus bocas, que utilizan para capturar a sus presas, a las que luego se tragan sin masticarlas.

Con el término misticeto, nos estamos refiriendo a lo que conocemos como grandes ballenas, que en vez de dientes poseen unas placas córneas que cuelgan de la mandíbula superior, lo que les permite filtrar el agua marina para capturar su alimento, el krill o pequeños peces.


Excursiones de avistamiento de cetáceos

En Tenerife tenemos más de un 95% de posibilidades de salir al mar y ver alguna especie de cetáceo durante todo el año, algo único en el mundo.

Existe una excursión a la medida de cada persona. Muchas empresas se dedican a organizar este tipo de salidas, ofreciendo una amplia variedad de precios y horarios, lo que permite que podamos ajustar esta actividad a nuestras necesidades.

Excursiones marítimas de hasta 5 horas de duración, en barcos de gran capacidad, en las que se recorre la costa sur de Tenerife. Incluyen una o dos paradas para el baño cerca de la costa y comida a bordo.

Salidas de avistamiento de 2 a 3 horas en embarcaciones de mediano tamaño que finalizan con baño en una cala y con comida a bordo antes de regresar a puerto.

Salidas de 1 a 2 horas en barcos pequeños y rápidos, en los que sólo se busca ver a los cetáceos, no incluyendo otra actividad.

Excursiones marítimas exclusivas para familias o grupos, incluyendo celebraciones.

Cada excursión es diferente. Nunca vamos a ver lo mismo por muchas salidas que hagamos. Estamos con animales salvajes y ellos son los que deciden qué hacer en cada momento. Nosotros somos meros espectadores, así que disfrutemos de lo que veamos: Saltos, Soplidos, Golpeos, Espiar, Burbujas...

Normativa de avistamiento de cetáceos

Las poblaciones de calderones y delfines mulares se encuentran protegidas por diversas leyes y normas de carácter nacional e internacional, por lo que hay que prestar un interés especial a todas las actividades humanas que puedan afectar a estos mamíferos marinos. 

La observación de cetáceos es una de ellas, y por tanto debe realizarse en las condiciones adecuadas, compaginando el respeto a los animales con el disfrute de los visitantes.

Las embarcaciones que se dedican profesionalmente a esta actividad tienen personal a bordo que conoce el comportamiento de los animales, por lo que nos ayudarán a interpretar su conducta durante los momentos que estamos con ellos.


Cuando nos encontramos en presencia de cetáceos hay que observar una serie de normas
OBLIGATORIO
No acercarse a una distancia mínima de 60m
Tiempo máximo de observación: 30 minutos
Navegar a velocidad reducida
Evitar la concentración de barcos
Abandonar la zona si se molesta a los animales
PROHIBIDO
Bañarse con los animales
Alimentarlos
Tocarlos
Molestarlos con ruidos
Arrojar desperdicios o basura al agua

  • Ver también:
    Especies de cetáceos en Tenerife
    21 especies diferentes, desde la gigantesca ballena azul, hasta la temible orca Distinguir una especie de otra en mar abierto, y a simple vista, puede ser algo complicado, sobre todo si no están cerca del barco.     No obstante, fijándonos en determinados aspectos podemos delimitar...

 
PORTADA INICIO Isla de Tenerife "Vívela" .
© Copyright - Derechos Reservados L. dl C.' Tenerife